Fuimos con dos perros de tamaño medio tirando a grande y no nos pusieron ningún problema (se lo comentamos por teléfono a la hora de hacer la reserva). La habitación impresionante, el jacuzzi… una gozada!!! Fueron dos noches de absoluto relax, la ubicación invita a ello.